27/4/12

JUZGUEN USTEDES


Por orden de la Consellería de Educación de la Comunidad Valenciana, esta semana se han pasado unas pruebas de "Evaluación Diagnóstica" a todos los grupos de 4º de Primaria y 2º de ESO de la Comunidad.
Entre la documentación remitida a los centros, se hallaba un texto que cada niño/a de 4º debía leer en voz alta para evaluar su "Expresión oral" (cronómetro en mano).
Dicho texto - según he logrado averiguar después -, pertenece a un libro del americano Dav Pikley titulado "El Capitán Calzoncillo y la furia de la supermujer macroelástica". El fragmento enviado en cuestión se traducía a una colección de despropósitos vejatorios, pues el texto, con la mayor naturalidad graciosilla, daba por sobrentendido el odio y la rivalidad entre profesorado y alumnado, la ñoñería a coro borreguil de las voces infantiles, el abuso de poder de la maestra sobre los niños y, finalmente (también con toda naturalidad), terminaba lanzando una oda a la creatividad "ordenando ásperamente" la maestra un trabajito de lo más imaginativo a sus alumnos.
El título de tal ingenio: "La gran noticia de la Señora Pichote".  
Para más inri, un dicho popular de uso frecuente, al menos en ciertas zonas de la Comunidad Valenciana, reza: ¡Eres más tonto que Pichote!  
Puesto que la Consellería debió recibir en el acto no pocas críticas a raíz de su grosera ocurrencia, decidió pasar al Plan B enviando un nuevo texto alternativo. Éste títulado "La Cebra Camila". Dicho texto está extraído de un álbum ilustrado de estructura acumulativa y con fórmulas que se repiten en un orden lógico. Bien, pues ni cortos ni perezosos, cortaron fragmento de aquí, fragmento de allá, lo que no casaba lo apañaron manipulando el texto con unos retoquillos y listo. ¡Hale!, a quien no le guste la Pichote, que utilice éste y a callar.
Resulta que "La Cebra Camila" es un libro publicado por Kalandraka, escrito por Marisa Núñez e ilustrado por Óscar Villán. Y resulta que el texto se puso a disposición pública de toda una comunidad habiéndolo previamente manipulado y sin molestarse siquiera, como en el primer caso, en reseñar su autoría. 
Esta vez parece que el material para la prueba de "lectura" (Plan B), atentaba directamente contra la propia "literatura" y la denominada "propiedad intelectual" tan interesadamente defendida por la clase política.

Pues lo dicho: juzguen ustedes. 
Por mi parte, yo añadiría otra voz popular: "¡Pa' mear y no echar gota!"

2 comentarios:

Concha dijo...

O como dirían en el primer texto "pa cagar-se i no torcar-se"

Ali( Hechicera ad-hoc) dijo...

Cualquier parecido con la realidad argentina, mera coincidencia...
Alibruji, siempre alerta...